Conectarse

Recuperar mi contraseña


La musica nacio para cautivar corazones...

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La musica nacio para cautivar corazones...

Mensaje por Aizack Pendragon el Jue Jun 13, 2013 9:30 pm

El sonido del viento acariciando la vegetación de la basta área era opacado por la risa de los pequeños infante quienes, embriagados de la emoción y de energía, corrían por el lugar separados en sus pequeños grupos de amigos, realizando gran diversidad de juegos o actividades recreativas. Algunos estaban en el área de juegos, aprovechando aquellas pequeñas construcciones cuyo objetivo era eso mismo, ser usado y disfrutado por las crías del hombre. Otros tantos corrían por el pavimentado suelo persiguiéndose con el objetivo de atraparse el uno al otro. Mas otro grupo, reducido en comparación con los demás, se haya sentado entre las ramas de un frondoso árbol, cubiertos por la agradable sombra de aquel asombroso ejemplar de una Secoya, el cual se alzaba varios metros hacia el suelo, como si tratara de tocar el cielo con sus ramas.
 
Entre aquellos chicos, un grupo no mayor de 10 niños cuyas edades rondarían entre los 6 y 11 años, también se encontraban algunos jóvenes y hasta incluso algunas parejas que se habían detenido en ese lugar, observando hacia el pie de aquel gran árbol, pero…
 
¿Qué era aquello que lograba captar la atención de tantas personas? ¿Qué era lo que inclusive podía parar hasta a los niños de jugar y divertirse como lo harían niños normales? ¿Era acaso un combate? ¿Un arlequín? ¿Una obra de teatro para niños?
 
La respuesta a todas esas interrogantes era un rotundo no, en ese lugar, en donde el tronco del árbol nacía y las ramas se expandían, solo se encontraba sentado un hombre, un joven mejor dicho, el cual sostenía con una mano un violín de madera de tono rojizo, con detalles negros que le daban un aire sofisticado y bello. Dicho instrumento se encontraba recargado contra su cuello, mientras que con su mano libre movía rítmica y continuamente un arco, de un brillante color negro, sobre las cuerdas del violín, liberando los sonidos que conformaban parte de la intrincada y hermosa melodía que tocaba el pelirrojo.
 
A primera vista se pensaría que aquel chico que tocaba tan animadamente el violín podía ser cualquier cosa menos músico. Sus ropajes eran más bien los de un viajero, aquellas protecciones metálicas que había por su cuerpo le daban la imagen de un guerrero, y aquellas facciones finas lo hacían parecer un aristócrata, pero ahí estaba, moviendo ágilmente los dedos y las manos logrando crear así aquella melodía que había captado la atención de todas las personas que ahora se encontraban a su alrededor, ya fuera paradas o sentadas.
 

Durante un par de minutos más la música sigue sonando con energía y belleza, tan atrayente y cautivadora era la melodía que durante ese tiempo nadie se había movido de su lugar, todos se habían quedado en sus lugares, con los ojos cerrados, dejando que sus mentes fueran llevados por la música que producía aquel trovador callejero. Cuando la música se hubiera detenido el expectante público realizo una ronda de aplausos dirigidos hacia el chico de cabellos de fuego, el cual tranquilamente agradecía aquella muestra de aceptación y reconocimiento hacia su música. El joven se despide de su afable público mientras ponía el violín en su funda, la cual agarra mientras se empieza a caminar tranquilo por el lugar, con la intención de dar un corto paseo por aquel agradable lugar.
avatar
Aizack Pendragon

Especie : Hechicero
Ocupación : Juglar
Puntos : 7
Cantidad de envíos : 12

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.